moviles

Comparativa entre el Sony Xperia Z3 Compact y el Xperia Z1 Compact

comparativa-xperia-z3-xperia-z1

Los Xperia Compact son una de las mejores opciones para los usuarios que buscan un smartphone manejable y de calidad. Sony ha demostrado una gran solvencia en el diseño de esta línea de móviles compactos al que recientemente se ha unido el Sony Xperia Z3 Compact. Es momento de comparar dos terminales parecidos, pero diferentes: el Z3 Compact y el veterano Z1 Compact, si es que se puede hablar de veteranía en el sector de los smartphones…

A nivel de diseño, ambos terminales son semejantes, pero con sutiles diferencias. El nuevo Z3 Compact sigue la línea de su predecesor, pero da una sensación más esbelta gracias al perfil más redondeado de los bordes, bordes que siguen manteniendo el plástico con aspecto metálico. El cristal sigue presente en el frontal y en la parte trasera. Tanto el Z3 Compact como el Z1 Compact optan por las líneas rectas, sello habitual de Sony.

El Z3 Compact parece más estilizado, también, gracias a sus medidas y a la pantalla. Mide 127.3 x 64.9 x 8.6 mm y el Z1 Compact 127 x 64.9 x 9.4 mm. La diferencia está en el grosor. Este es uno de los actuales campos de batalla de las firmas del sector, y el Z3 Compact no es una excepción. Esta estilización también se nota en el peso: 129 gramos del Z3 por 137 del Z1.

Una de las relativas sorpresas llega cuando analizamos la pantalla. Ambos móviles cuentan con la misma resolución (1.280 x 720 píxeles) y además la densidad de píxeles es mayor en el modelo antiguo: 342 por 319 ppp del Z3 Compact. Sony ha sido conservadora en este aspecto y ha puesto más interés en aumentar el tamaño de la pantalla que pasa de 4.3 pulgadas en el Z1 Compact a 4.6 en el Xperia Z3. De esta forma, la firma japonesa aprovecha mejor el frontal del teléfono. Por otro lado, el Xperia Z3 ha mejorado su resistencia al polvo y al agua, otra de las señas de identidad de los terminales Sony.

También hay cambios en el procesador, aunque en este caso sí benefician al modelo nuevo. Se trata de un Snapdragon 801 de cuatro núcleos con una velocidad de 2.5 GHz. El procesador del Xperia Z1 Compact es un Snapdragon 800 a 2.2 Ghz. Ambos cuentan con 2 GB de RAM, 16 GB de memoria interna, ampliables a 128 en el caso del Xperia Z3 Compact.

La cámara de los dos smartphones tiene un sobresaliente sensor trasero Exmor RS de 20.7 MP, aunque en el caso del Z3 Compact, está capacitado para grabar videos en resolución 4K. La batería del modelo nuevo alcanza los 2600 mAh, por los 2300 del Z1 Compact. Así mismo, el Z3 Compact llega de serie con Android 4.4 KitKat. No obstante, los usuarios del Z1 Compact han podido actualizar a esta última versión Android.

¿Cuál de los dos compactos es mejor? El Z1 Compact es un modelo más barato y de gran rendimiento, pero el Xperia Z3 Compact ha mejorado en aspectos como el estético, el procesador y la cámara, manteniéndose más conservador en las características de la pantalla.

David Rubio

Galaxy Mega: El gigante de Samsung

galaxy-mega-shoppydooFue uno de los lanzamientos más sorprendentes de Samsung en los últimos tiempos. La firma surcoreana ponía a la venta un smartphone con una pantalla de 6.3 pulgadas. Su nombre no dejó lugar a dudas: Galaxy Mega. Es buen momento para revisarlo, ahora que Samsung se halla en plena promoción de su phablet estrella, el Galaxy Note 4.

¿Por qué 6.3 pulgadas? Como sabemos, la tendencia actual de los smartphones supone un crecimiento en el tamaño de las pantallas para un mejor visionado de fotos, videos y otros contenidos. Aunque algunos usuarios aun prefieren terminales más compactos y manejables, la tendencia es imparable, como muestran los tamaños de los nuevos iPhone. Samsung ya había mostrado el camino con su primera edición del Galaxy Note, pero no fue suficiente: diseñó un smartphone de pantalla por encima de las 6 pulgadas a medio camino entre el móvil y la tablet.

El aspecto externo del Galaxy Mega no deja lugar a dudas: estamos ante un Galaxy inspirado en el acabado del S3 y del S4. Los bordes de apariencia metálica son un plus estético, pero globalmente estamos ante un diseño conservador. De hecho, la firma oriental ha tenido que evolucionar en sus diseños en sus teléfonos más recientes, como el Galaxy Alpha.

Las medidas del Galaxy Mega son: 167.6 x 88 x 8.0 mm. Para dar cabida a la pantalla de 6.3 pulgadas se necesita mucho espacio. No obstante, el grosor del Mega es inferior de lo que cabía esperar. Sus 199 gramos de peso le convierten en un terminal poco manejable. Pero es obvio que Samsung no buscaba manejabilidad con un smartphone de estas características. La resolución de la pantalla (720 x 1280 píxeles) y los 233 puntos por pulgada de su panel pueden ser decepcionantes. No estamos antes un terminal de grandes prestaciones, sino ante un terminal grande. Por el contrario, su precio es mucho más contenido que los últimos Galaxy Note.

Cuenta con un procesador de doble núcleo a 1.7 GHz, con 1.5 GB de RAM y 8 o 16 GB de memoria interna ampliables hasta 64 GB con microSD. Hay que tener en cuenta que estamos hablando de un móvil que llegó al mercado el año pasado y algunas de especificaciones se han quedado atrás. Su sistema operativo es Android Jelly Bean 4.2. La cámara del Galaxy Mega se queda en 8 MP con un sensor frontal de 1.9. La batería tiene 3200 mAh.

El Samsung Galaxy Mega posee algunas aplicaciones interesantes que tratan de sacar partido de su gran pantalla. Así mediante Split View o Multi Window, podemos revisar varias ventanas al mismo tiempo. Se trata de un móvil que ofrece al usuario buenas opciones multitarea.

A pesar de que no es un smartphone muy ambicioso en sus especificaciones y en su rendimiento general, el Galaxy Mega puede ser una buena opción para aquellos usuarios que necesiten un smartphone de gran pantalla a precio competitivo.

David Rubio

Análisis del HTC One mini 2

htc-one-mini2-shoppydoo

Los smartphones compactos son una opción muy interesante para numerosos usuarios. Los terminales con pantallas de tamaño superior a 5 pulgadas no son muy manejables y algunos usuarios buscan teléfonos más compactos. Es el caso del HTC One mini 2, una versión reducida del brillante HTC One M8. Desgraciadamente, la reducción de tamaño de muchos de estos terminales viene acompañada de una merma en sus prestaciones. El HTC One mini 2 no es una excepción.

El One M8, con pantalla de 5 pulgadas, tiene un tamaño de 146.4 x 70.6 x 9.4 mm. Llama la atención su grosor, superior a otros terminales de gama alta. El One mini 2 sigue la línea de su hermano mayor: 137.4 x 65 x 10.6 mm. Es más estrecho y corto, pero crece aun más en grosor, un detalle que puede no satisfacer a todos los usuarios. Y es que la tendencia de los últimos meses es hacia la reducción del tamaño en ese aspecto.

No obstante, el One mini 2 tiene una notable pantalla de 4.5 pulgadas con un resolución de 720 x 1280 píxeles con un panel Super LCD 3 y protección Gorilla Glass 3. Su peso, 136 gramos, le convierte en un móvil ligero y, gracias a sus dimensiones, mejora en la manejabilidad. Otro aspecto interesante es el estético. Es uno de los puntos fuertes del One M8, y su versión mini aprovecha su éxito. El acabado de apariencia metálica, con uno de los frontales más atractivos de la actualidad, lo convierten en uno de los smartphones compactos más originales.

Pero como decíamos, la reducción de tamaño, viene acompañada de algunos cambios de hardware. Así, el procesador es un Snapdragon 801 con 1.2 GHz de velocidad y 1 GB de RAM. Lejos queda el Snapdragon de 2.3 GHz y 2 GB de RAM del One M8. La fluidez y el rendimiento general son, por lo tanto, menores, pero también lo es su precio. El HTC One mini 2 tiene 16 GB de memoria interna, ampliable hasta 128 GB con microSD, manteniendo en este aspecto las características del terminal premium de la firma taiwanesa.

Más cambios en la cámara. El One M8 sorprendió a todo el mundo por su doble sensor, el Duo Sense, una fórmula original que prometía a los usuarios unos resultados sobresalientes. El One mini 2 opta por una solución tradicional: un único sensor de 13 MP. No obstante, el sensor frontal de 5 MP es muy ambicioso y asegura selfies de calidad. La batería se reduce a 2100 mAh, ya que el terminal consume menos. Y llega con Android 4.4.2 incluyendo la capa de personalización de HTC Sense 6.0.

Por lo tanto, el HTC One mini 2 es un terminal compacto muy atractivo y de rendimiento equilibrado, pero reduce buena parte de las elevadas prestaciones del One M8. La buena noticia es que, el precio, también es más contenido.

David Rubio

Análisis del Sony Xperia Z3 Compact

xperia-z3-compact-shoppydoo

El Xperia Z3 fue presentado por Sony hace semanas. Era de esperar que la firma nipona acompañara a su buque insignia con una nueva edición compacta. Ya está entre nosotros el Sony Xperia Z3 Compact, un smartphone de gran nivel pero que mantiene la contención en sus medidas. Y es que muchos usuarios buscan teléfonos relativamente pequeños pero de grandes prestaciones. La moda de la pantallas de más de 5 pulgadas no convence a todo el mundo. Si eres uno de ellos, atento al nuevo Xperia Z3 Compact.

Lo primero, las medidas: 127.3 x 64.9 x 8.6 mm. Si las comparamos con las del nuevo Z3 (146 x 72 x 7.3 mm), entenderemos mejor las diferencias. La pantalla de 4.6 pulgadas del Xperia Z3 Compact se aloja en un terminal corto y estrecho, pero de grosor superior al Z3. Aunque ha aumentado el tamaño de la pantalla con respecto al Z1 Compact (4.6 pulgadas frente a 4.3 del modelo antiguo), sus dimensiones se mantienen idénticas gracias al mejor aprovechamiento de la superficie frontal del teléfono. De hecho, incluso se reduce el grosor y el peso. De 137 gramos, pasa a 129.

Por lo tanto, el primer objetivo del Z3 Compact parece cumplirse. Sigue siendo un teléfono manejable y fácil de llevar. La pantalla de 4.6 pulgadas tiene un resolución de 720 x 1280 píxeles con 319 puntos por pulgada, un poco por debajo del modelo de anterior, pero que garantiza una gran comportamiento en interiores y exteriores. Estéticamente, el Xperia Z3 Compact apuesta por el cristal en la zona trasera y delantera, con plástico para los laterales. Una solución original que dota al terminal de un aspecto muy atractivo. Y es que Sony siempre se ha caracterizado por el detallismo en sus acabados.

El procesador es un potente Snapdragon 801 de Qualcomm con 4 núcleos a 2.5 GHz de velocidad. Posee 2 GB de RAM y 16 GB de memoria interna ampliable hasta 64 GB con microSD. La capacidad de la batería crece hasta los 2.600 mAh. En Sony también sabe ofrecer terminales premium con buena autonomía, y el Z3 Compact no es una excepción. Por supuesto, llega con la última versión Android 4.4.4, incluyendo numerosas aplicaciones propias.

La cámara tiene un sensor Exmor con 20.7 MP, otro punto a favor del nuevo Xperia Z3 Compact de Sony. Y no nos podemos olvidar de que este terminal, como la mayoría de smartphones de gama alta de Sony, llega con protección IP-68, lo que supone la máxima seguridad ante el polvo y la posibilidad de sumergir el teléfono hasta 1.5 metros.

En definitiva, el Sony Xperia Z3 Compact es un smartphone muy completo y equilibrado. Colmará los deseos de aquellos usuarios que busquen un móvil manejable pero de grandes prestaciones. Su cámara, su atractivo diseño basado en cristal, su notable autonomía y la gran fluidez que asegura su procesador convierten a este terminal en uno de los mejores compactos de la actualidad.

David Rubio

Comparativa entre LG Nexus 5 y LG G3

comparativa-lg-nexus5-lg-g3

La familia de smartphones Nexus ha sido una de las mejores noticias del sector en los últimos años. Google, en asociación con firmas fabricantes de hardware, han logrado ofrecer terminales de calidad a buen precio. A la espera de que aterrice el esperado Nexus 6, es momento de comparar el exitoso LG Nexus 5 con uno de los mejores smartphones del año, el LG G3. Ambos fabricados por la firma surcoreana pero con características y precio diferentes.

Si echamos un vistazo a ambos terminales nos damos cuenta que estamos ante dos estéticas diversas. El LG G3 ha apostado por el plástico metalizado que le otorga una apariencia premium sin elevar mucho los costes de fabricación. Además, es uno de los móviles que mejor aprovecha el frontal para colocar una pantalla de gran tamaño. Por su parte, el LG Nexus 5 tiene un aspecto más discreto y clásico. En este punto, el G3 parece más atractivo.

También encontramos diferencias en el tamaño. El Nexus 5 de LG mide 137.9 x 69.2 x 8.6 mm con una pantalla que roza las 5 pulgadas (4.95). El LG G3 se queda en 146.3 x 74.6 x 8.9 mm con una pantalla de 5.5 pulgadas. Por lo tanto, el G3 es un smartphone bastante más grande y más pesado: 146 gramos por 130 del Nexus 5. Ahora bien, el G3 tiene una de las mejores pantallas del sector con una resolución de 1440 x 2560 píxeles y una densidad de 534 ppp. La del Nexus 5 es de 1920 x 1080 píxeles. Hay que tener en cuenta, así mismo, que el Nexus 5 ya llevo un año en el mercado y el G3 llegó en mayo de 2014.

El Snapdragon 801 del G3 con 2.5 GHz de velocidad asegura una gran fluidez y un rendimiento sobresaliente. En la versión de 16 GB tiene 2 GB de memoria RAM, mientras que en la de 32 alcanza los 3 GB de RAM. Los dos se pueden ampliar a 128 GB con microSD. El procesador del Nexus 5 es una de sus aspectos destacados: un Snapdragon 800 con 2.26 GHz de velocidad. Tiene 2 GB de RAM y opciones de 16 y 32 GB no ampliables.

La batería del Nexus 5 tiene 2.300 mAh por 3000 mAh del LG G3, aspecto necesario debido al gasto de energía que ocasiona una pantalla como la suya. En cuanto a la cámara el G3 también supera al Nexus 5: 13 MP por 8 MP, además de varias funciones extras como el estabilizador de imagen. La versión Android del Nexus 5 es la 4.4 KitKat y la del G3 la 4.4.2.

Como vemos, el LG G3 es un smartphone más potente y con mejores prestaciones, pero también más caro. El Nexus 5 destaca en su procesador, en la fiabilidad de su rendimiento y sobre todo, en el precio. Son, en definitiva, dos smartphones que luchan en categorías diferentes. A la espera de la llegada del Nexus 6, tanto el G3 como el Nexus 5 de LG son dos opciones muy interesantes pero enfocadas a usuarios con distintas expectativas.

David Rubio

Galaxy Alpha: La sorpresa de Samsung

galaxy-alpha-shoppydoo

La aparición de los nuevos iPhone de Apple dispararon las comparaciones con otros smartphones rivales. Muchos nos apresuramos a señalar que la firma californiana se vio obligada a replantear su estrategia de diseño siguiendo la tendencia general de los smartphones hacia mayores tamaños de pantalla y, por lo tanto, teléfonos más grandes. Pero son todas las compañías las que miran de reojo a la competencia. Es lógico. Aquí tenemos el Samsung Galaxy Alpha, uno de los dispositivos más originales de la compañía surcoreana que, probablemente, tenga de referencia el iPhone de Apple.

Ya hablamos largo y tendido de los problemas de diseño y acabado del último Galaxy S5 de Samsung. La firma asiática ha querido demostrar que también puede diseñar acabados metálicos elegantes y de gran calidad. Esta es la razón de ser esencial del Galaxy Alpha, un dispositivo más compacto con bordes metálicos que le otorgan un toque de distinción. Eso sí, la zona trasera sigue manteniendo el plástico.

Por otro lado, las dimensiones del smartphone nos muestran una mayor contención en el tamaño: 132.4 x 65.5 x 6.7 mm. Llama la atención la finura del terminal en la línea, por ejemplo, de los iPhone. La pantalla es de 4.7 pulgadas con un resolución de 720 x 1280 píxeles con 312 puntos por pulgada. Es una pantalla de calidad, pero más pequeña y con menor resolución y nitidez que el S5. Pero es evidente que Samsung ha buscado con su Alpha demostrar su enorme capacidad para diseñar terminales de diferente tipo. El Alpha no compite con el Galaxy S5, sino con otros terminales rivales. De hecho, sus 115 gramos de peso le convierten en uno de los más ligeros en su segmento.

El Galaxy Alpha apuesta por un procesador Exynos, dejando en este caso aparcados los Qualcomm. Se trata
de un Exynos 5 de ocho núcleos dividido en 2: 4 núcleos a 1.8 GHz y los otros 4 a 1.3 GHz. Es una solución bien diferente a los Snapdragon cuyo objetivo es consumir menos batería, aunque pueda perder un poco de fluidez. El Galaxy Alpha tiene 2 GB de RAM y 32 GB de memoria interna no ampliable. Otra sorpresa de Samsung que recuerda a la estrategia de Apple.

La cámara del Galaxy Alpha tiene 12 MP con un sensor frontal de 2.1. Llega con la última versión Android KitKat 4.4.4 y una batería de 1830 mAh. Esta última faceta ha sido muy trabajada por Samsung. Además del procesador mencionado, incluye un modo ultra ahorro  de batería. Tampoco se olvidan del escáner de huella dactilar y el pulsómetro con S-Helth para deportistas.

Aunque Samsung no presentó este dispositivo con el boato de otros terminales, el Galaxy Alpha es una de las apuestan más sorprendentes del año. Estéticamente es muy atractivo y su peso y esbeltez le convierten en uno de los más smartphones más seductores de la actualidad. No abusa en las prestaciones, pero se trata de un terminal a tener muy en cuenta, especialmente por el usuario que busca un smartphone compacto y exclusivo.

David Rubio

Comparativa entre iPhone 6 Plus y Samsung Galaxy Note 4

comparativa-iphone6-plus-galaxy-note4-shoppydoo

Es uno de los enfrentamientos de la temporada. Dos colosos, frente a frente. El Galaxy Note 4 de Samsung, amparado en el éxito de sus predecesores, y el iPhone 6 Plus, el phablet de Apple, que aspira a conquistar un mercado muy jugoso y hasta ahora inaccesible para la compañía californiana. No cabe duda de que Apple ha tenido muy presente al Galaxy Note a la hora de diseñar su iPhone 6 Plus. Y es que el phablet de Samsung ha sido hasta ahora la referencia ineludible.

Lo primero es comparar las medidas de ambos terminales. 158.1 x 77.8 x 7.1 mm para el iPhone, 153.5 x 78.6 x 8.5 mm para el Galaxy Note 4. Como vemos, son medidas parecidas pero con sutiles diferencias que pueden hacer que el usuario se decante por uno u otro. El iPhone es más largo, ligeramente más ancho pero de menor grosor. Apple ha trabajado mucho este último aspecto para dar a su dispositivo un aspecto más fino y elegante. No obstante, son dos smartphones de gran tamaño y su manejabilidad no es, obviamente, su principal virtud. En cuanto al peso, mucha igualdad: 172 gramos para el iPhone, 176 para el Samsung.

Ambos apuestan por pantallas de gran tamaño. La del Galaxy Note 4 es de 5.7 pulgadas con una resolución de 1440 x 2560 píxeles y 517 ppp, mientras que la del iPhone 6 Plus es de 5.5 pulgadas, 1080 x 1920 píxeles de resolución y 401 ppp. Con estos datos en la mano, parece que la pantalla del terminal surcoreano supera a su rival. No obstante, la pantalla Retina del iPhone logra ofrecer un rendimiento sobresaliente gracias a su nitidez.

No podemos olvidarnos del diseño, un aspecto que es decisivo para muchos usuarios. A pesar de sus esfuerzos, Samsung aun no ha logrado ese grado de distinción del que hacen gala los iPhone. El dispositivo Apple ha redondeado un poco sus formas para facilitar el manejo, pero sigue apostando por los bordes metálicos y el acabado detallista. Por su parte, Samsung sigue eligiendo el acabado trasero simulando piel.

A nivel de hardware, ambos terminales son sobresalientes. El chip A8 de Apple dota al terminal de gran fluidez. Lo mismo podemos decir del Snapdragon 805 del Samsung. Los 2.7 GHz de velocidad lo convierten en uno de los procesadores más potentes de la actualidad. Sin embargo, el Galaxy Note 4 llega con 3 GB de RAM por 1 GB del iPhone 6 Plus. Además, el terminal surcoreano tiene 32 GB de memoria interna ampliable hasta 128 con microSD. En Apple, fieles a sus principios, ofrecen versiones de 16, 64 y 128 GB, sin posibilidad de ampliación.

La cámara del Galaxy Note 4 tiene 16 MP y la del iPhone 6 Plus 8. No obstante, Apple garantiza unas fotos de gran calidad en casi cualquier situación. La batería del Samsung tiene 3220 mAh por 2915 mAh del iPhone. Pero la mayor diferencia entre ambos terminales deriva de su sistema operativo. La última versión Android frente a la última versión de iOS.

¿Cuál es mejor? La pregunta del millón… El Samsung Galaxy Note 4 se antoja más potente y fiable, dada la trayectoria de los anteriores Galaxy Note. El iPhone 6 Plus es todavía una incógnita. Pero, sobre el papel, será un rival muy duro para el móvil referencia de Samsung.

David Rubio

iPhone 6 Plus: El phablet de Apple

iphone-6-plus-shoppydoo

Si el iPhone 6 ha supuesto una interesante evolución por parte de Apple, el iPhone 6 Plus es casi una revolución. De un iPhone (el 5s) con una pantalla de 4 pulgadas pasamos a uno con 5.5. A pesar de que los rumores apuntaban en esta dirección, la presentación de los nuevos smartphones de Apple durante el pasado mes de  septiembre no fue menos sorprendente. Ya podemos adquirir el flamante iPhone 6 Plus en versiones de 16 GB, 64 GB y 128 GB. Es momento de analizar uno de los smartphones más inesperados del año.

Desde el punto de vista del diseño externo, no hay grandes novedades. Mantiene la línea que ha hecho tan popular a los iPhone. Ahora bien, estamos ante un terminal de gran tamaño y el diseño ha tenido que adaptarse a ese condicionante. Los bordes siguen siendo metálicos pero aumenta la curvatura de los mismos para mejorar la manejabilidad. Este es el punto más complejo en una terminal de estas características. El iPhone 6 Plus entra de lleno en el ámbito de los phablets, y como tal, se trata de un smartphone que requiere ser manejado con las dos manos si queremos hacerlo con comodidad y evitar caídas.

 

Es obligado recordar que hasta hace pocos meses, Apple seguía defendiendo la teoría de Steve Jobs: un smartphone debe tener un tamaño adaptado a la mano. Pasar de 4 pulgadas para la pantalla era antinatural. Apple ha tenido que saltarse esta regla para adaptarse a algo más importante que la mano del usuario: el mercado. Las medidas de este iPhone 6 Plus no dejan lugar a dudas: 158.1 x 77.8 x 7.1 mm. Es más largo, incluso, que el Galaxy Note 4 de Samsung, aunque más estrecho y de menor grosor. Al igual que con el iPhone 6, Apple ha trabajado mucho para que sus nuevos terminales reduzcan grosor, pero la pantalla sigue dejando sin cubrir bastante espacio del frontal. Un detalle discutible.

La pantalla LCD IPS tiene una resolución de 1080 x 1920 píxeles con 401 ppp. El constraste y la nitidez la convierten en una de las mejores del momento. No esperábamos menos en este aspecto. El procesador A8 asegura fluidez, aunque 1 GB de RAM parece quedarse corto para un smartphone de estas características. La batería aumenta su capacidad hasta los 2915 miliamperios, que convierten al iPhone 6 Plus en un teléfono de mayor autonomía que los anteriores iPhone. Un punto a favor, sin duda.

Apple sigue mostrando su habilidad técnica en el aspecto fotográfico. Su cámara de 8 MP es una de las más fiables del mercado y asegura fotos de calidad, aunque algunos de los smartphones de la competencia le superen en algunas facetas.

En definitiva, iPhone 6 Plus es ya una de las sensaciones de la temporada. Apple ha considerado que no podía dar la espalda al mercado durante más tiempo, y ha diseñado su propio phablet. Como siempre, es un terminal brillante tanto a nivel estético como técnico. Ahora nos queda por observar su comportamiento en el mercado. Muchos usuarios dudarán entre el iPhone 6 o dar el salto al iPhone 6 Plus… Veremos.

David Rubio

Los cinco mejores smartphones de gama baja

moto-g-shoppydoo

Aunque las compañías fabricantes de teléfonos móviles pongan mucho empeño en la promoción de sus terminales premium, la realidad es que es en la gama baja y media donde más batalla existe. Esta lucha por conquistar el mercado es especialmente agresiva en los países emergentes, pero también en Europa. No todo el mundo puede o quiere gastarse mucho dinero en un smartphone. Os proponemos una lista con cinco de los mejores móviles de gama baja del mercado: el Moto G de Motorola, el Nokia Lumia 635, el Samsung Galaxy Trend Plus, el Sony Xperia J y el Huawei Ascend Y530.

Comenzamos con uno de los terminales más exitosos de los último tiempos entre la gama baja. El Moto G ha supuesto la vuelta de Motorola a los primeros puestos de venta de teléfonos móviles. Y además, ha demostrado que la firma estadounidense, últimamente asociada a Google y Lenovo, está capacitada para ofrecer terminales atractivos. El Moto G es un smartphone eficaz, no excesivamente elegante, pero de buen rendimiento general. Destaca por contar con una de las últimas versiones Android y por la fluidez de su procesador. Sin embargo, aun debe mejorar la calidad de su cámara si quiere conquistar a más usuarios. No obstante, se trata de uno de las mejores opciones en la gama baja.

Lo mismo se puede decir del Nokia Lumia 635, un terminal que introduce al usuario en Windows Phone. A pesar de que el sistema operativo móvil de Microsoft no cuenta con mucha implantación, suele satisfacer a aquellos usuarios que lo manejan. Es la alternativa a Android e iOS. Otro punto interesante del Lumia 635 es su diseño, fresco y juvenil, con sus carcasas de colores vivos. El Nokia Lumia 635 es un smartphone original y de rendimiento más que aceptable.

¿Eres fan de Samsung? Si quieres un móvil barato de la compañía surcoreana, el Galaxy Trend Plus es una de las mejores opciones. Al igual que los terminales anteriores, falla en la cámara, que se queda en tan solo 5 MP, pero mantiene la línea estética Galaxy que tanto éxito ha tenido en los últimos años. No obstante, el Trend Plus tampoco destaca en su fluidez. Es un smartphone indicado para un usuario no demasiado exigente. A su favor, el precio, es el más barato de nuestra lista.

Más fluido y un poco más caro es el Sony Xperia J. Es un terminal con una pantalla de 4 pulgadas, ligero y elegante, como nos tienen acostumbrados en Sony. Tal vez sea un smartphone que se ha quedado atrás en algunos aspectos, pero se trata de un terminal de buena relación calidad-precio.

Y, por último, no podíamos dejar de nombrar un smartphone Huawei. La firma china es una de las que más está pujando en los últimos tiempos. Conscientes de que no pueden competir en prestigio con otras compañías como Samsung o Apple, se afanan en diseñar smartphones de alto nivel a precio muy competitivo. Es el caso del Huawei Ascend Y530, uno de los móviles más baratos de nuestra lista. No destaca en ningún aspecto, pero se trata de un dispositivo fiable, duradero y, sobre todo, barato.

David Rubio

Comparativa entre Sony Xperia Z3 y Samsung Galaxy S5

comparativa-xperia-z3-galaxy-s5-shoppydooEl brillante Sony Xperia Z3 ya está en las tiendas y es momento de compararlo con otros de los smartphones premium referencia del mercado, el Samsung Galaxy S5. Ambos comparten un hardware muy potente, las últimas versiones de Android y cámaras de gran nivel, aunque optan por soluciones estéticas diferentes. En lo que también se parecen es en el precio, ambos en consonancia con sus prestaciones. El Sony Xperia Z3 libre está disponible a partir de 469€, mientras que el Galaxy S5 puede ser adquirido por 359€.

Cada vez que hablamos del Galaxy S5 nos referimos a su controvertido diseño, con la zona trasera punteada. Fue una solución original, pero que no satisfizo a todo el mundo, incluyendo a varios responsables de la firma surcoreana. No obstante, es un heredero claro de la línea Galaxy S, una de las más exitosas de la corta historia de los smartphones. Por su parte, el recién llegado Xperia Z3, hereda también la estética de sus hermanos mayores, pero ha redondeado sus bordes para facilitar el manejo de un terminal de tamaño considerable. Son detalles como este los que son muy valorados en el uso cotidiano de un smartphone. Más allá de este punto, el Sony Xperia Z3 sigue siendo un terminal atractivo y elegante.

Vamos con las medidas. El Samsung Galaxy S5 mide 142 x 72.5 x 8.1 mm mientras que el Sony Xperia Z3 se queda en 146 x 72 x 7.3 mm. La pantalla Super Amoled de 5.1 pulgadas del terminal surcoreano tiene una resolución de 1080 x 1920 píxeles con 432 ppp. Por su parte, la pantalla de 5.2 pulgadas del Xperia Z3 tiene idéntica resolución con 423 ppp de densidad. ¿Conclusión? El Xperia Z3 es un terminal más fino y un poco más largo. En este sentido, hay que tener en cuenta que el S5 ya es un “veterano” (salió en febrero de este año) en un mercado caracterizado por las prisas y la renovación constante. A buen seguro que el próximo S6 será más fino que el S5. No obstante, la pantalla del Samsung está a la altura de la del Sony, incluso la supera ligeramente.

A nivel de hardware, el Xperia Z3 llega con un Snapdragon 801 de cuatro núcleos, a 2.5 GHz de velocidad, el mismo que el del Galaxy S5. Más coincidencias: ambos llegan con versiones de 16 y 32 GB de RAM, ampliables a 128 con tarjeta microSD. Sin embargo, el Xperia Z3 tiene 3 GB de RAM y el Galaxy se queda en 2 GB, un detalle importante que beneficia la fluidez del smartphone japonés.

La flamante cámara del Xperia Z3 con sensor Exmor RS de fabricación propia tiene 20.7 MP, y la del Galaxy S5 se queda en 16 MP. Ambos cuentan con las últimas versiones Android KitKat. La batería del Sony tiene una capacidad de 3100 mAh y la del Samsung de 2800.

Estamos, por tanto, ante dos de los mejores smartphones de la actualidad. Si bien el Xperia Z3 presenta una estética más atractiva y una cámara más potente, el Samsung Galaxy S5 mantiene una pantalla de máxima calidad y un rendimiento sobresaliente. La elección, como siempre, del usuario.

David Rubio

Load More