Comparativa entre Nokia Lumia 635 y Moto G

comparativa-lumia635-moto-g

Nokia y Motorola son dos firmas que han vivido tiempos convulsos en los últimos años. De ser dos de las compañías fabricantes de teléfonos móviles líderes del sector, pasaron a atravesar momentos de crisis muy graves. Al final, Nokia fue absorbida por Microsoft y Motorola por Google que, a su vez, la vendió a Lenovo a principios de este año. A pesar de estas dificultades, han salido a flote ofreciendo, en el sector de los smartphones, interesantes productos marcados por un diseño innovador y una buena relación calidad precio.

Hoy enfrentamos a dos de los smartphones más populares de Nokia y Motorola: el Lumia 635 y el Moto G. Ninguno de los dos supera los 200€ con lo que puede ser una buena opción para el usuario que busque un buen smartphone de gama media. Ambos tienen un diseño fresco y atractivo sin ser muy originales. El Nokia Lumia 635 apuesta por una gran variedad de colores en su carcasa de plástico, mientras que el Moto G es más sobrio. En este aspecto, nos quedamos con el Lumia 635.

Vamos con las medidas y la pantalla. El Lumia 635 mide 129.5 x 66.7 x 9.2 mm con 134 gramos de peso y el Moto G 129.9 x 65.9 x 11.6 mm con 143 gramos. Como vemos, el terminal de Motorola es ligeramente más corto pero un poco más ancho y más pesado. Ambos tienen una pantalla con 4.5 pulgadas pero con diferente resolución. La pantalla del Lumia 635 tiene 480 x 800 píxeles con una densidad de 218 ppp, mientras que el Moto G tiene una resolución de 720 x 1280 con 326 ppp de densidad. En este aspecto, el Moto G es superior.

Ambos smartphones llevan un procesador Qualcomm Snapdragon 400 de cuatro núcleos con una velocidad de reloj de 1.2 GHz. El Lumia 635 tiene 8 GB de memoria interna ampliables a 128 con microSD y el Moto G ofrece versiones de 8 GB y 16 GB. En cuanto a la memoria RAM, el Lumia 635 se queda en 512 MB, mientras que el Motorola asciende a 1 GB.

El sensor de la cámara principal del Moto G tiene 5 MP, los mismos que su rival en esta comparativa. La batería del Lumia se queda en 1.830 mAh y la del Moto G en 2.070. Pero las mayores diferencias entre ambos smartphones radican en su sistema operativo. El Moto G es un terminal Android, (en concreto 4.3 Jelly Bean, aunque con la posibilidad de actualizarse a 4.4 KitKat), mientras que Nokia tiene Windows Phone 8.1. Obviamente, Android es un sistema operativo móvil mucho más consolidado que el de Microsoft, y es un hecho que puede influir en la decisión de compra del usuario.

Y hablando de compra, nos queda referirnos al precio. El Nokia Lumia 635 libre con 4G está disponible a partir de 175€, mientras que el Moto G en su versión de 8 GB cuesta 159€. Los dos smartphones son una gran opción entre la gama media, aunque con las especificaciones en la mano, el Moto G es un terminal más potente.

David Rubio

Thanks! You've already liked this